Préstamos a corto y largo plazo: cuándo usar cada uno

Préstamo a plazos

Si estás pensando solicitar un préstamo, debes tener claro cuáles son las diferencias entre un préstamo a largo plazo y un préstamo a corto plazo.

Te explicamos cómo identificarlos y en qué casos es más conveniente cada tipo de préstamo.

Préstamos a corto plazo

Definición

Un préstamo a corto plazo es un préstamo que se paga en un periodo menor a un año (por ejemplo puede ser 3, 6 o 9 meses). Las cantidades de dinero no suelen ser muy grandes (menos de 1000 euros).

En comparación con los préstamos a largo plazo, los requisitos son mucho menos exigentes.

Normalmente estos préstamos se pueden solicitar en línea, solo con tu DNI y una cuenta bancaria puedes recibir el dinero en unos minutos.

Uno de sus inconvenientes es que los contratos de estos préstamos suelen ser “estándar” y no permiten renegociaciones o aplazamientos, por lo que es muy importante saber todos los detalles del mismo antes de firmar el contrato.

Viaje

Este tipo de préstamos es muy popular entre personas que necesitan el dinero para unas vacaciones, necesitan un adelanto de sueldo o quieren comprar algo que no es muy caro como una bicicleta o un televisor.

Préstamos a largo plazo

Definición

Un préstamo a largo plazo es aquel cuyo periodo de pago es superior a un año. Las cantidades de este tipo de préstamos suelen ser mucho más grandes, como mínimo de varios miles de euros.

Una de sus ventajas es que los préstamos a largo plazo se ajustan mejor a las necesidades de cada individuo ya que hay más flexibilidad para personalizar las cantidades, las tasas y los periodos de pago.

Muchas de las entidades que ofrecen este tipo de préstamos también ofrecen la posibilidad de renegociar el contrato o extender el periodo de pago en caso de problemas.

Entre los distintos usos de estos préstamos están los créditos hipotecarios, los créditos vehiculares o los préstamos empresariales. Al ser cantidades altas, el destino del dinero debe ser bien planificado.

Vivienda

Sin embargo, no todo es color de rosa en los préstamos a largo plazo. Aunque tienen características más interesantes para el solicitante, también los requisitos son mucho más exigentes que los préstamos a corto plazo.

Normalmente todos los bancos y entidades exigen tener un trabajo estable y solicitan comprobantes de sueldo de los últimos 3-6 meses.

Algunas veces también solicitan un garante o una garantía, es decir, un activo que puedas dar en pago si no pudieras pagar la deuda.

Además, en la mayoría de entidades las personas con un mal historial crediticio en Asnef no pueden acceder a este tipo de préstamos.

Tabla comparativa entre los préstamos a corto y largo plazo

Para entender más las diferencias entre ambos tipos de préstamo ofrecemos la siguiente tabla:

Característica Préstamo corto plazo Préstamo largo plazo
Duración Menos de un año. Más de un año.
Cantidad Menos de 1000 euros. Más de 1000 euros.
Usos Bienes de consumo, emergencias. Automóviles, vivienda, empresas.
Requisitos Poco exigentes. Exigentes.
Flexibilidad Términos predefinidos. Posibilidad de negociar términos.
Morosidad En algunos casos se otorga. No se otorga.

Robin préstamos a plazos

Por todo esto, Robin pregunta en cuánto tiempo esperas pagar el préstamo, ya que te sugerirá diferentes prestamistas según lo que busques.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Empecemos. Pregúntale a Robin!